No es necesario pagar en efectivo, pero si el usuario quiere, también es posible recargar la pulsera con efectivo. Solo deberán ir a un punto para recargar con saldo, bonos u ofertas. Y serán recargadas las pulseras contactless o tarjetas,  por la persona que corresponda, dependiendo del evento.